Looking for Something?

Tu blog de salud y belleza

Author:

La vida es un flujo constante de movimiento que nos conduce por diversas experiencias, experiencias que se traducen, básicamente, en estados internos y sensaciones.

Todas estas vivencias que acumulamos en la vida, y sus sensaciones resultantes, pasan por procesos mentales complejos, conscientes o no, que nos transforman constantemente.

Las emociones que nos producen las múltiples experiencias que tenemos en el día a día y durante todo nuestro ciclo vital, afectan al cuerpo, modificándolo bioquímica y/o funcionalmente.

Estas modificaciones estructurales en nuestro cuerpo pueden somatizarse, como todos sabemos, positiva o negativamente. No es de extrañar pues, que una situación de estrés constante, por ejemplo, cause ciertos desórdenes y/o patologías.

Siguiendo el ejemplo, el estrés puede provocar la debilidad de nuestro sistema inmunitario, con lo que son muchas y muy diversas las afecciones y las marcas que esta situación puede dejar en nuestro cuerpo y muchos los síntomas de que estamos en un ambiente hostil y de que, por lo tanto, necesitamos un cambio.

Muchos de estos síntomas, además de reflejarse en nuestro propio comportamiento, se hacen presentes con mucha frecuencia, y entre otros,  en la piel, en las uñas y en el cabello. Y es ahí donde Más que guapa puede ofrecerte ayuda.

Obviamente creemos que es fundamental estudiar el contexto que nos ha llevado a esta situación e intentar cambiarlo gradualmente para salir de ese ambiente hostil y encontrar, dentro de lo posible, un contexto o situación de confort o bienestar, pues yendo a la fuente de los problemas éstos podrán solventarse de una vez y por siempre o al menos por mucho tiempo.

Ahora bien, por múltiples causas no siempre somos consientes de una situación tal y aun siendo conscientes no siempre podemos cambiarla. Por otra parte, aunque estamos convencidos de que son las sensaciones vividas las que nos llevan muchas veces a sufrir múltiples problemas en la piel, en el cabello y en las uñas, por ejemplo, no es menos cierto que hay muchos agentes externos a estos contextos -agentes entre los que se encuentran la genética, factores ambientales o metereológicos, el uso de nuestro cuerpo en nuestro entorno laboral, etc.- que no favorecen el cuidado de estas partes tan importantes de nuestro cuerpo.

No debemos olvidar, por otra parte, que si bien atender a la salud es primordial, los cuidados de belleza también ocupan, o pueden ocupar, un lugar en nuestra vida y formar parte de nuestro bienestar personal.

Es precisamente esta síntesis de salud y belleza lo que impulsa este blog, que pretende aportar soluciones beneficiosas para el cuidado de nuestro cuerpo, desde el punto de vista de la estética, sin perder de vista que sentirse bien es algo más que estar guapa.

Sin más, esperamos que tu estancia en el blog sea agradable.

Deja un comentario